Mientras duermes.






Tenemos un gran problema que resolver. Alguien en algún lugar, argumentando toda clases de premisas, llegó a la conclusión de que cumplir años llevaba parejo abrir y cerrar etapas, siempre desde la óptica del desarrollo fisiológico. Así se definió infancia, niñez, pubertad.. hasta llegar a la senectud o tercera edad. Es decir, a través de un análisis puramente físico, olvidando o sin espacio que contenga ese otro desarrollo interior, el psicológico. Pero la maquinaria se engrasa en base al primer principio y desde ahí el resto de la sociedad. Determinaron tras largas discusiones, que si tienes 45 años por cojones eres un tipo maduro o si tienes 9 años y siete meses ya no eres un niño, y se fueron de copas. 

¿Cuando dejas de sentir o soñar como un niño?.

Parecerá absurdo, pero no lo es tal, domesticar a la raza humana en base a perfiles comunes, es un gran error, inhumano y algo que determina también nuestro carácter rebelde. Pero los roles determinan la cadena de explotación y esa es la clave. Una edad para crecer, otra para aprender, otra para producir y otra para aguardar la muerte. Si estos estadios fueran variables todo sería algo más complejo y bendito sea dios si así ocurriese, y no que todos tengamos que ser iguales como borregos marcados metidos en vagones de trenes dispuestos a pastar cuándo el capataz lo diga.

¿Cuándo dejaste de ser niño?, ¿cuándo de soñar?, y ¿por qué tienes que dejar atrás, esas etapas como cuándo tratas de liberarte de un estigma diabólico?.

Es un principio anti natural, que te reduce a la categoría de cabeza de ganado, al no concederte que te puedas desarrollar con más lentitud que la media, porque si esto ocurre, toda la rancia sociedad se te echa encima, recriminándote que debes espabilarte, correr más, o ser más agudo, dado que de lo contrario quedarás postergado y lento pero poco a poco, entrarás en el club de los marginados. Pero, si eres mas hábil que ellos, entonces eres dios. 

Aunque se diga lo contrario, aún hoy, los que tienen un pié ligeramente cambiado, son tachados de diferentes, y los supervisores de niños, adultos, empleados, abuelos se encargan sin ningún escrúpulo de escribir en el cuaderno de control "diferente a la media".

Todos conocemos a mucha gente, incluso alguno de nosotros mismos, no todos, fuimos de los que encajábamos en el perfil de la media, inadvertidamente pasamos por niños, jóvenes, adolescentes, jóvenes y ahora adultos "normales", cubrimos los expedientes de formación, superamos la oposición y finalmente nos encontrábamos anclados, en la cadena de producción que el sistema tenía diseñado, como tuerca que engarza a la rosca, sin más aportación que el continuismo del diseño, sin más razón que preparar a la siguiente generación, mantener y perpetuar la producción, sin más ideas, sin nada más que aportar, manteniendo el orden, las bases, los principios, las etapas, los ciclos, y al mismo tiempo esperando que fuera, en otro lugar se sucediesen cosas que rompiesen esa estrategia, de algún modo ese  estadio rol-cabeza de ganado estaba implantado aunque dejase un fugaz resquicio por donde respirar a ratos.

¿No es absurdo que todo lo extraordinario de los seres humanos esté fuera de la categorización estándar, y por tanto no se valore, no cuente, vaya por libre, a contrapelo o sea un matiz que te excluya del grupo homogéneo?, ¿ y a cambio de qué?, ¿de qué sirve la continuidad, en si misma tiene sentido?.

Cuándo en ocasiones, tienes la oportunidad de cruzar tu mirada con alguien "diferente" y sientes que conectas, ese momento resulta humanamente impagable. Si un país apostase por sanar su capital humano, no necesitaría ni petróleo ni energía atómica, los demás se lo disputarían como si se tratase de la mejor de las minas, y además todos ganaríamos en salud mental, bueno os dejo que me toca la medicación.

Fotografías * Cortesía de George Eastman House

5 comentarios:

  1. incluir elementos, personas, cosas en categorías nos sirve para entender con rapidez y sin apenas razonar lo que sucede a nuestro alrededor. En la madurez de 45 años y antes... :)) está lograr enteder y alcanzar que dentro de la organización social, natural, cultural... hay diferencias, similitudes, minorías y limitaciones.

    un buen post.

    un saludo

    ResponderEliminar
  2. julia isasi25/9/11 9:14

    Magnífico este post, lleno de sabiduría y experiencia de la buena..., la que sirve para entender fel mundo que nos rodea.

    Un besito amigo

    ResponderEliminar
  3. Saludos Esilleviana, ya sabes que yo hablo de un mundo con estructuras diferentes. Encantado de verte por aquí.

    ResponderEliminar
  4. ¿Cómo tú por aquí, mi querida Julia?, ha sido una grata sorpresa por inesperada. Creo que compartimos el dibujo desafortunado de nuestra sociedad. Siempre quedan las barricadas. Un beso, que vaya todo bien.

    ResponderEliminar
  5. ¿Sabes lo que pasa? Que si no dejas de ser niño te acusan de sufrir el síndrome de Peter Pan lo cual es un estigma de tomo y lomo. Quizá por eso cada vez haya más niños adultos clandestinos, esos que se refugian en esa infancia a deshora camuflados con el ejercicio de los hobbies, llámalo scalextric, maquetas de tren o cometas en el cielo. Y aún conozco una forma más perfecta de camuflar el niño que llevamos dentro y es simplemente dejar que nuestros hijos disfruten de su infancia.
    Salud.

    ResponderEliminar

Mi nombre es Adolfo Morales, este Blog es una especie de caja de zapatos en la que voy dejando cualquier cosa que despierte mi interés: fotografías, opiniones, relatos y algún que otro desvarío. Todo desde la más absoluta originalidad y autoría. Si bien me apoyo mucho en imágenes para uso no comercial colgadas en diferentes comunidades, como LA PETITE ECOLE. Llevo desarrollando la plataforma Blogger desde sus inicios, una experiencia que desde el principio me ha deparado muchas satisfacciones y el encuentro personal y virtual con gente muy interesante.
Prohibida la reproducción total o parcial de las fotografias tanto como su distribución, comunicación publica y transformación con fines comerciales sin autorización del autor. Este Blog, utiliza igualmente exclusivamente con fines informativos no comerciales, imágenes de otros autores.
Reproduction, either totally or in part, of the photographs as well as their distribution, public Communications and transformation without the author´s prior authorisation is forbidden.
( art. 17 Secc.2ª Ley de la Propiedad Intelectual Intellectual Property Law)