La terquedad de la memoria. Isla de Saltes.



La terquedad de la memoria, vuelve una y otra vez hasta que se haga justicia con los hombres y mujeres libres represaliados, por un régimen militar fascista amparado por la Iglesia Católica.

Y mientras la historia oficial obligaba a memorizar los Reyes Godos, o las hazañas de los Reyes Católicos... en las escuelas se silenciaba la historia de muerte y represión que a pocos metros de nuestras casas se había vivido no hacía más que unas decenas de años. 

Hoy, la siempre luminosa primavera de nuestro sur, también regresa a este paraje de belleza singular, a este mismo horizonte que muchos de aquellos hombre verían en vida por última vez.

Boletín Oficial de la Junta de Andalucía - Histórico del BOJA Boletín número 26 de 07/02/2014.

Acuerdo de 27 de diciembre de 2013, del Consejo de Gobierno, por el que se declaran treinta y cuatro Lugares de Memoria Histórica de Andalucía.

18. La Isla de Saltés de Huelva.
La Isla de Saltés sólo está separada del continente por un brazo de mar de escasa anchura. Es un paraje natural ubicado frente a Punta Umbría, al que la historia tenía reservada la sorpresa de convertirse en uno de los particulares presidios diseñados por las autoridades franquistas para acoger a los prisioneros republicanos de la Guerra Civil y después convertirlos en trabajadores forzosos, una vez pasada la criba de la comisión de clasificación. Fueron estos prisioneros de guerra, a través de trabajos forzados, los que levantaron las grandes y faraónicas obras de la posguerra. Trabajo y explotación a cambio, no de libertad, sino de escapar del pelotón de fusilamiento o la cárcel. Más de 3.000 prisioneros se hacinaron en la Isla de Saltés, soportando unas condiciones de vida durísimas, con hambre y sin techo donde guarecerse del sol de plomo del verano, de las lluvias y la humedad.
En 1939 este paraje natural se convirtió en uno de los 188 campos de concentración franquistas que la maquinaria represora había diseñado. 

Fotografías: A. morales (C)

LIMPIATUBOS




El popular "limpiatubos" o Callistemon etimológicamente significa "estambres hermosos", es un género de árboles de la familia Myrtaceae, endémica de Australia de crecimiento joven peloso o tomentoso.
El género fue descrito por Robert Brown y publicado en  A Voyage to Terra Australis.
Este es mi particular "limpiatubos" y ya anuncia el principio de la explosiva floración anual, un espectaculo que dura solo unos días y que es el banquete de decena de pájaros y multitud de insectos. Una vez que los estambres secos comienzan a caer al suelo, la primavera se ha establecido definitivamente.
Fotografías A. Morales (C) 
 

A qué responden las tradiciones...
















Vengo estando atado a los olores y sonidos de la primavera, que en este sur viene de la mano de  Cristos y Virgenes. Nací en una calle por la que discurrían estas costumbres amarradas desde el olvidado siglo XIV y consustanciales a un modo de entender la desesperación y la esperanza.

Inevitable es el reencuentro, eso si cada vez más disociado y ajeno, son tantas las generaciones que ya ocupan ese espacio de lo entrañable que cuesta encontrar el sitio propio.

Es verdad, no seríamos los mismos si esta tradición desapareciera de cuajo de nuestra piel, entiendo muy bien el desasosiego de esos enfermos que viven la noche de la pérdida de los recuerdos.

Difícil de explicar esta mezcla de exaltación, aceptación, iconografía, y devoción vivida tan de natural, tan de salón de casa, en el que todos caben, en donde cada cual interpreta los signos como quiere desde la más absoluta interpretación personal.

Hoy la fiesta es universal, pero hubo un tiempo en el que unos determinaban a otros que ver, cómo pensar, o a quién rezar. Años de depuración, de renovación, y de espontaneidad, construyen paso a paso con determinante fuerza, lo que en definitiva viene a ser esto que denominamos Tradición, cuyos sentimientos no tienen ni pies ni cabezas, pero que reúne, concita y reclama a todo tipo de gentes alrededor de unos escenarios, en donde unos y otros cumplen su papel, y todos son actores.


La mayoría de las imágenes que procesional por las calles de Huelva, son obra de Antonio León Ortega, considerado uno de los mejores escultores españoles del siglo XX y creador de un estilo propio de la imaginería andaluza.


Fotografías: A. Morales ©

Coloreando la antigua calle Sagasta de Huelva 1910.


Ejercicio de coloreado digital. Sobre una excepcional fotografía de la Colección Thomas/IEPC, se muestra una calle céntrica de Huelva en 1910, ejerciendo de punto de referencia el Gran Hotel Internacional y en su bajos el Gran Café Nuevo Mundo y los Billares. Aquel día, el fotógrafo situado sobre algún tipo de apoyo en altura, eterniza la escena a la que concurren: el coche de caballo al fondo, el limpiabotas con su maletín, el punto de información turística abajo a la izquierda, el porteador con su carrillo de manos, el vendedor de... con su acento de esparto a la cabeza o los dos jóvenes botones del hotel, ataviados de uniforme y visera. 

La edición coloreada participó en la sección LA HUELVA DE SIEMPRE del digital HUELVA BUENAS NOTICIAS en colaboración con el Grupo de Facebook AYER Y HOY: HUELVA Y SUS PUEBLOS

Coloreado digital: A. Morales  2015
Colorear es interpretar, en nada guarda sabor ni semejanza con una foto original.




Testigo de una nueva generación que pide paso.



Sencillamente, la Plaza de Las Monjas estaba llena de gente que sin un soporte mediático acudieron a la cita que discretamente fue anunciada a traves de las redes o con pequeños carteles.  Sin duda alguna, se escucharon nuevos sonidos, nuevas esperanzas, nuevas actitudes en política, no sin pasar de puntillas por el espinoso asunto de la declaración del Parlamento Europeo contra la demente vulnerabilidad de los opositores a Maduro en Venezuela y refrendar con un !!claro que defendemos los Derechos  Humanos!! en voz del gran Pablo Echenique. Cerró el acto una Teresa Rodríguez llena de vitalidad y ganas de disponerse a trabajar por su tierra.






















Fotografías: A. Morales (c) 2015

VIII edición de Atlantica Visual-Art
Mi nombre es Adolfo Morales, este Blog es una especie de caja de zapatos en la que voy dejando cualquier cosa que despierte mi interés: fotografías, opiniones, relatos y algún que otro desvarío. Todo desde la más absoluta originalidad y autoría. Si bien me apoyo mucho en imágenes para uso no comercial colgadas en diferentes comunidades, como LA PETITE ECOLE. Llevo desarrollando la plataforma Blogger desde sus inicios, una experiencia que desde el principio me ha deparado muchas satisfacciones y el encuentro personal y virtual con gente muy interesante.
Prohibida la reproducción total o parcial de las fotografias tanto como su distribución, comunicación publica y transformación con fines comerciales sin autorización del autor. Este Blog, utiliza igualmente exclusivamente con fines informativos no comerciales, imágenes de otros autores.
Reproduction, either totally or in part, of the photographs as well as their distribution, public Communications and transformation without the author´s prior authorisation is forbidden.
( art. 17 Secc.2ª Ley de la Propiedad Intelectual Intellectual Property Law)